Guía para renovar tarjeta sanitaria europea

¿Estás próximo a tu viaje y posees tu tarjeta sanitaria europea vencida? Son múltiples los documentos que debes llevar para tener todo en orden, incluyendo la anticipación a posibles contratiempos. Por ello, si tu destino es uno de los 28 países que forman el espacio europeo, Islandia, Suiza, Noruega o Liechtenstein, aprende cómo renovar la tarjeta sanitaria europea. De esta manera, estarás prevenido en casos de una enfermedad o un accidente.

¿Por qué es necesario renovar la tarjeta sanitaria europea?

La importancia de mantener este documento al día, es poder disfrutar de asistencia médica sanitaria en cualquiera de los países europeos ante una eventualidad. Entre los aspectos que lo hacen único se encuentra:

  • Certifica al usuario como ente registrado en la Seguridad social del país de origen. Para así poder hacer uso de las ventajas en materia médicas del país de destino.
  • En otras palabras, este documento se considera una extensión del certificado de seguridad social que posees en tu país.
  • El funcionamiento de la misma es similar a la manera como la usas en tu nación, se muestra el impreso con la identificación oficial. De esta manera, se crea una ficha y un código de identificación para cargar la factura al país de procedencia.

En lo que respecta a la cobertura, este instrumento resguarda todas las situaciones de emergencia o atención sanitaria que dé continuidad a la estancia del ciudadano en la nación. Un ejemplo es: Embarazo o complicaciones por una enfermedad crónica. No aplica para tratamientos dentales, por citar uno.

Cómo renovar tarjeta sanitaria europea

Renovar la tarjeta sanitaria europea es un procedimiento muy similar, por no decir igual, al de solicitarla por primera vez. Para ello cuentas con una alternativa online, telefónica y presencial, de las cuales, puedes elegir con la que más te sientas a gusto. Una guía de los pasos a seguir se puede resumir de la siguiente manera:

Renovar la tarjeta sanitaria europea online

Este es uno de los procedimientos más sencillos y más usados para renovar la tarjeta sanitaria europea. Su eficacia estriba en la rapidez, ya que solo debes ingresar aquí y elegir el desplegable Tarjeta Sanitaria Europea (TSE). Seguidamente se ofrece dos alternativas:

  • Si posees certificado digital, puedes ingresar con un nombre de usuario y la contraseña. Por medio de esta opción es posible verificar la vigencia del instrumento anterior e introducir la dirección que desees para recibir la documentación.
  • Si no cuentas con el certificado digital también puedes realizar la solicitud o renovar la tarjeta sanitaria europea. Solo debes ingresar los datos que se requieren en el formulario y el proceso se culminará. La recepción se realizará en la dirección de residencia ingresada en la base de datos del Seguro Social.

A través de este método, también, es posible solicitar la tarjeta sanitaria europea para las personas que dependen del titular. Su función es similar al de una póliza de seguros. No cabe duda, que esta es la manera más empleada para realizar este tipo de trámites.

Renovar la tarjeta sanitaria europea por teléfono

Es posible solicitar tarjeta sanitaria europea por teléfono a través del número de seguridad social: 901-16-65-65. Es una llamada confidencial donde suministrarás los datos similares a los del formulario impreso u online para que quede procesada la solicitud. Por ello, ten a la mano todos los productos que brinden información al respecto. Lo mejor de todo es que es una alternativa sencilla a quien no se adecua a los procesos online.

Renovar tarjeta sanitaria europea de forma presencial

Esta es otra de las opciones que dispones para renovar tu tarjeta sanitaria europea. Sin embargo, es la alternativa obligada para quien se ha dado de alta en el Seguro Social y se encuentra en las siguientes condiciones: Estás en el paro, gozas de un contrato temporal, te encuentras en el límite de ingresos o bajo un subsidio. Para proceder con la renovación, lleva los documentos que certifican tu situación.

Los pasos para llevar a cabo este procedimiento son:

  • Solicita una cita ingresando aquí.
  • Dirígete a un Centro de Atención e Información de la Seguridad Social el día y la hora pautada por el sistema.
  • Llena debidamente el formulario y entrega los documentos pertinentes.

De esta manera, el proceso será similar al solicitado por Internet. Cabe destacar, que el documento no será entregado de inmediato. En cualquiera de las solicitudes, deberás esperar unos 10 días para recibirlo en la dirección suministrada al momento de realizar el trámite.

Cuál es la vigencia de la tarjeta sanitaria europea

Este documento cuenta con una vigencia de dos años aproximadamente, y la fecha de caducidad viene impresa en la tarjeta. Sin embargo, algunas de los factores que condicionan la utilidad de la tarjeta sanitaria europea se pueden resumir de la siguiente forma:

  • Dirigirse a un país de la Unión Europea para recibir asistencia médica específica, de modo que queda inhabilitada. En estos casos, se debe llenar un formulario diferente y notificarlo al sistema de seguridad nacional.
  • Si eres un trabajador con un contrato laboral temporal, la vigencia del documento será de 90 días.
  • Si cuentas con el pago de un subsidio, paro, desempleo u otro beneficio, el plazo de vigencia se extiende hasta la finalización de esta prestación.
  • Para personas que no se encuentren aseguradas, pero cumplan con ciertas exigencias, la vigencia máxima es de 90 días.

En pocas palabras, la vigencia va a depender de si se cumple o no con los requisitos al momento de la solicitud o renovación de la tarjeta sanitaria europea. En casos de no poder renovarla con suficiente tiempo de anticipación, puedes pedir un Certificado provisional a través de los mismos procedimientos. Con este instrumento puedes disfrutar de los mismos beneficios de tu tarjeta, mientras logras su procesamiento.

En resumen, renovar tu tarjeta sanitaria europea es un procedimiento sencillo, muy similar a la solicitud por primera vez. Al igual que mucho de los trámites en los países europeos, cuentas con la posibilidad de hacerlo de forma presencial, online o telefónica, según las circunstancias del solicitante.

Revisa ya tus documentos y asegúrate de que no se encuentren caducados. Sé un buen ciudadano y da el ejemplo.

Aprende más ingresando a

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *